¡ Última hora !

Conforme pasan las horas sabemos más a cerca del Satélite UARS que se nos viene encima. La NASA ya ha adelantado que el artefacto se fragmentará en 150 fragmentos (trozo arriba trozo abajo), de los que 26 fabricados en berilio, titanio y acero, podrían sobrevivir a la reentrada. El peso de todos estos fragmentos suma unos 532 Kg (de los 6500 Kg del total).

Un astronomo amateur frances, Thierry Legault, captó las siguientes imágenes del satélite a su paso por Francia, el pasado 15 de septiembre. Podeís ver la sucesión de las mismas en su web.

Tambien los Rusos (como se iban a quedar fuera de la fiesta) han hecho sus previsiones y han hilado tan fino que asusta. Según los datos que hemos recabado hoy por la mañana, la zona de caída se encuentra a 90 kilómetros al noroeste del Port Moresby (Papúa Nueva Guinea) en el Mar del Coral. El tiempo calculado es 00.05 hora de Moscú (22.05 hora peninsular española)”, dijo Alexéi Zolotujin, portavoz del Ministerio de Defensa ruso. (publicado en el diario ElMundo).

Total que haciendo cuentas las posibilidades de que a usted, estimado lector le caiga el satélite en la cabeza es de 1 contra 22.400.000.000.000. Así que los Irlandeses se han lanzado a apostar a ver a quien le cae el gordo. Pero si ustdes son de los que no asumen riesgos, pueden estar al tanto de dos maneras. Siguiendo la web de la NASA, siguiendo el twiteer de las NASA que es @UARS_Reentry, o si dispone de Movil con Anroid, descargándose esta aplicación del siguiente enlace.

Mientras dure la operación “satelite que se estrella contra la Tierra”, dispondremos  a la derecha de contacto permanente con el twiteer de la NASA en  tiempo real.

La NASA acaba de informar que el satélite UARS, un satélite de investigación atmósférica va a precipitarse el próximo viernes 23 de septiembre contra nuestro planeta.

El UARS, fue puesto en órbita en el año 1991 por el Transbordador Espacial Discovery, con el fin de investigar la atmósfera. La misión de este satélite se prolongó durante 15 años, hasta el año 2006. El procedimiento habutual cuando un satélite pierde su uso, es desviarlo a órbitas exteriores, en las que se van acumulando los desechos espaciales (ver foto inferior). Sin embargo, este satélite y como consecuencia de la actividad solar, se ha adelantado la caida a la tierra.

Esto no sería un motivo de preocupación ya que todos los días objetos del espacio se precipitan en nuestro planeta; lo que ocurre es que la atmósfera los desintegra. Lo que se espera de este satélite de 6,5 toneladas, es que se desintegren en su mayor parte, pero existe el riesgo de que algunos fragmentos alcancen la superficie. En ese caso se ruega encarecidamente a las personas que no los toquen y que lo pongan en conocimiento de las autoridades locales. Aunque la NASA estima en 1 entre 10.000 las posibilidades de que hiera a una persona.

Para ampliar información podesi consultar el blog Firmamento Austral, donde hacen un análisis pormenorizado del acontecimiento.

La prensa también se ha hecho eco de la noticia y en los próximos días podremos saber más cosas; aunque hasta 2 horas antes de la reentrada, no se podrá precisar la zona en la que vaya a caer dicho satélite. (como podeis ver en ABC).

¡ Asi que el viernes mirad al cielo !

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s